Recetas Caseras

Conoce 10 deliciosas recetas con café

Te contamos diferentes recetas saladas y dulces donde el café es el mayor protagonista del plato

Risotto con café y champiñones

Desde postres clásicos hasta salsas para carne, aprende cómo utilizar el café en tus comidas favoritas. 

El café es una bebida que acompaña a millones en su día a día. Una taza caliente del grano tostado cae divinamente a cualquier hora: apenas nos despertamos y nos levantamos de la cama en la mañana; después de un almuerzo o una cena abundante; o también para acompañar en una reunión con amigos o con compañeros del trabajo. Sin embargo, muchos no saben que también existen recetas con café que se complementan con platos salados y dulces.  

Para algunos puede sonar extraño, pero una carne adobada en salsa de café o un arroz con café son preparaciones típicas en muchos lugares del mundo, como Reino Unido o India. Además, es imposible no nombrar postres como el tiramisú o el mouse de café, que son clásicos de la repostería europea.  

En homenaje a este fruto tan querido, vamos a contarles por qué el café es un excelente acompañante para darle sabor a un plato y algunas de las recetas más famosas que incluyen a este grano en su preparación.  

CAFÉ, EL AMARGO ADORADO DE LA GASTRONOMÍA  

Si hablamos de ingredientes versátiles en la cocina, el café es uno que no puede pasar desapercibido. Gracias al sabor amargo y aromático del café, los sabores de un plato se pueden realzar y le aporta un toque de profundidad y complejidad a la receta.  

Esa sensación robusta y terrosa del café combina bien con el cerdo y el cordero, así como también para contrastar y equilibrar postres con chocolate, vainilla y frutos secos.  

La presencia del café en platos dulces y salados es indiscutible, pero son necesarias algunas recomendaciones antes de que empieces a incursionar con este ingrediente en tu cocina.  

Consejos para cocinar con café 

  • Selección del café: es importante que elijas un café de buena calidad y se sienta fresco en aroma y en sabor. Los granos recién molidos proporcionan un sabor más intenso y aromático a tus platos. Evita el café instantáneo, porque puede no tener el mismo efecto en tus platillos.  
  • Infusión en líquidos: una de las posibilidades para cocinar con café es infusionarlo en líquidos como leche, nata o caldos. Al calentar el líquido, añade café molido y deja reposar unos minutos. Luego, lo debes colar. Esa infusión la puedes utilizar como la base de salsas, postres y otras bebidas.  
  • Marinar y adobar: el café es uno de los mejores aliados de las carnes. Puedes combinarlo con especias, hierbas y otros ingredientes para realzar los sabores y volver más tierno el corte.  
 Granos de café y café molido
  • Experimenta, crea e intenta recetas: no tengas miedo a experimentar con café en tus recetas. Puedes agregar una pizca de café molido a tus salsas, espolvorearlo sobre las carnes antes de cocinarlas o incorporarla en la masa de tus pasteles y tus galletas. La cantidad de café dependerá del plato, entonces puedes comenzar con cantidades pequeñas e ir ajustando según tu preferencia.  

TOP 10 DE RECETAS CON CAFÉ  

Como te has dado cuenta, el café es un ingrediente que puede ir bien en cualquier platillo y a cualquier hora del día. Sabemos que para muchos puede ser inusual cocinar con este alimento y les puede parecer un poco extraño sentir su sabor en un almuerzo o una cena y no en una taza caliente, como tradicionalmente lo tomamos. Sin embargo, aquí estamos para enseñarte nuevas técnicas y preparaciones que puedes hacer desde casa.  

Para que descubras cómo cocinar con este ingrediente y cómo aplicarlo en tus comidas favoritas, aquí te contamos 10 de las recetas más conocidas con café que hay en el mundo de la gastronomía.  

  • Mole: una salsa mexicana rica y compleja que incorpora café entre sus ingredientes. La mezcla de especias, chiles, chocolate y café crea un sabor único y profundo. Uno de los pasos infaltables en esta receta es tostar los ingredientes secos antes de molerlos para intensificar los sabores. 
  • Mocha Brownies: un plato que combina el rico sabor del chocolate con el toque de café. El café intensifica el sabor del chocolate y agrega un toque de amargor. Como consejo, agrega café instantáneo disuelto en agua caliente a la mezcla de brownie. 
  • Frappé: una bebida refrescante y espumosa hecha con café instantáneo, azúcar y hielo. El café le proporciona un sabor fuerte y concentrado, mientras que el hielo lo hace perfecto para los días calurosos. Consejo: agita vigorosamente los ingredientes en una coctelera o licuadora para lograr una espuma abundante. Descubre cómo preparar un frappé con un toque griego y clásico, tan solo tres pasos para lograrlo.  
Frappé con café, chocolate y caramelo
  • Papas gratinadas al café: si eres amante de la papa y del café, esta es la receta perfecta para saciar tu hambre e innovar en tu cocina. Le puedes añadir queso parmesano o queso campesino. Lo ideal es preparar este plato en un horno, pero también lo puedes intentar cocinando las papas antes y luego, gratinándolas en una sartén.  
  • Chili con carne y café: una de las recetas más tradicionales en el mundo, agregándole un poco de café para reavivar los sabores. Si nunca has probado frijoles con carne, especias y café, esta es una gran oportunidad para hacerlo.  

MÁS RECETAS DE BEBIDAS CON CAFÉ:

  • Rissotto de café y champiñones: en esta receta puedes utilizar el café como parte del líquido de cocción junto con caldo de verduras. El café le dará al risotto un sabor profundo y levemente amargo, mientras que los champiñones agregarán un poco más de textura. Al final, le agregas queso parmesano rallado para darle un toque extra de sabor. 
  • Tiramisú: un postre italiano clásico y elegante que combina capas de bizcocho empapado en café, crema de mascarpone y cacao en polvo. El café le proporciona un sabor distintivo y un ligero amargor, equilibrando perfectamente la dulzura de la crema. Si lo quieres preparar, te recomendamos usar café espresso fuerte para obtener un aroma más intenso. 
  • Ensalada verde con café: puedes preparar una deliciosa salsa con vinagre balsámico, aceite de oliva y una cucharadita de café. Esta ensalada puede servir como un acompañamiento para una carne o una pasta, como también puede funcionar para calmar el hambre en una mañana o una tarde. 
  • Beef stroganoff: un plato de origen ruso que utiliza café en su salsa. El café realza el sabor de la carne de ternera y le agrega un matiz tostado. Para balancear un poco los sabores y que no sea tan abrumador, procura añadir pequeñas cantidades de café y prueba para ajustar.  
Beef stroganoff con salsa de café y tomates cherry
  • Alitas de pollo con salsa de café: prueba unas deliciosas alitas sazonadas con café, que les dará un sabor ahumado y único. Esta es una gran idea si quieres sorprender a tus amigos y a tu familia, innovando en la salsa de las alitas y optando por otra opción, en lugar de bañar el plato con la tradicional salsa BBQ.  

Recuerda que el café es un ingrediente como cualquier otro en la cocina; puedes adaptarlo a distintos platos y experimentar hasta encontrar la cantidad exacta de sabor que le quieres dar al plato. Puedes primero jugar con salsas, vinagretas y mantequillas con las que puedes bañar tus carnes, pescados y ensaladas, y luego, empezar a marinar antes de cocinar.  

Si quieres conocer un poco más a profundidad el café, aquí te contamos todo lo que debes saber sobre este delicioso grano.  

 

FUENTES: